Pedro Sánchez: el Gobierno español quiere elecciones “cuanto antes” en Venezuela

El presidente del Gobierno español, Pedro Sánchez, aseguró este sábado que el Ejecutivo quiere que haya “elecciones cuanto antes” en Venezuela y mostró su apoyo a la oposición del país latinoamericano.

“Somos un Gobierno que siempre ha apoyado a la oposición y que lo que quiere es que se celebren elecciones rápidas” afirmó Sánchez en declaraciones a la prensa durante su visita a las zonas afectadas por el reciente temporal en España.

Explicó que la posición del Ejecutivo siempre ha sido liderar a través de las instituciones europeas “la pronta celebración de elecciones en Venezuela” y que “el voto de los venezolanos en una democracia plena pueda decidir su futuro”.

Sánchez subrayó que la oposición venezolana “sabe” que el Gobierno español ha dado siempre respuesta a muchas de sus peticiones tanto de asilo como de cobertura a líderes de la oposición y recordó que Leopoldo López está en la embajada española de ese país.

La declaraciones se producen el mismo día que el “presidente encargado” de Venezuela, Juan Guaidó, visita España y no será recibido por el presidente del Gobierno, sino que lo hará la Ministra de Asuntos Exteriores, Aranza González Laya.

Esta circunstancia ha provocado fuertes críticas entre la oposición conservadora, a la que Sánchez acusa de “usar la crisis venezolana como herramienta de confrontación”.

Por ello, apeló al diálogo y al consenso para que “entre todos se pueda ayudar a la sociedad venezolana a encontrar por la vía democrática, una solución a esta crisis que se lleva viviendo muchísimos años”.

A la polémica por la visita de Guaidó se suma otra suscitada el pasado viernes, al conocerse el encuentro en el Aeropuerto Madrid entre el ministro español de Transportes, José Luis Ábalos, y la vicepresidenta de Venezuela, Delcy Rodríguez, que tiene prohibida su entrada en la Unión Europea.

Ábalos fue a recibir a título particular al titular de Turismo venezolano, Félix Plasencia, con el que mantiene una relación personal y saludó a Rodríguez, “forzado por las circunstancias”, según el Gobierno español, lo que provocó protestas de la oposición, que pide la dimisión del ministro.

A este respecto, Sánchez afirmó que lo que hizo el ministro fue “poner todo lo que estaba de su parte para evitar una crisis diplomática, y lo ha logrado”. “¿Cuál es el reproche?”, se preguntó.

Y, en este marco, pidió a la oposición “diálogo y acuerdo” en la política de Estado, como es el caso de Exteriores. EFE